Un grupo de científicos chilenos ha diseñado un nuevo compuesto químico que podría convertirse en la solución definitiva contra la caries. La molécula se ha bautizado como Keep 32, debido a que, según los autores de la investigación, “protegería de la caries a los 32 dientes que tenemos”.

En las pruebas de laboratorio, la molécula ha logrado acabar con la bacteria que causa la caries, la Streptococcus Mutans, en sólo 60 segundos.

Hasta ahora, en el desarrollo de la investigación se han empleado siete años y el comienzo de las pruebas en humanos es inminente. Según han explicado José Córdova, de la Universidad de Yale, y Erich Astudillo, de la Universidad de Chile, “el siguiente paso sería la comercialización de un producto, que podría estar listo en 14 o 18 meses si se logra la financiación para los ensayos clínicos”.

José Córdova ha afirmado que la molécula podría incorporarse a chicles, pastas dentales, enjuagues bucales, caramelos o “cualquier cosa que pueda estar en la boca más de 60 segundos”.

 

MAXILLARIS, SEPTIEMBRE 2012