El pasado día 15 de Marzo del año en curso, 2017, el Juzgado de lo Penal nº 31 de Madrid, dictó sentencia contra un auxiliar de clínica y la dentista, dueña de la clínica donde trabajaba, por intrusismo profesional, al realizar la auxiliar competencias propias de higienista dental (limpiezas de boca), sin poseer la titulación oficial de Técnico Superior en Higiene Bucodental;  y a la segunda, su dentista, por encargarle que realizara competencias propias de higienista dental, aún sabiendo que carecía de la titulación necesaria para ello.

Caso en el que intervinieron como acusación particular el Ministerio Fiscal junto con el Colegio Profesional de Higienistas Dentales de la Comunidad de Madrid.

A diferencia de anteriores sentencias, que también finalizaron con condenas por intrusismo profesional en el ámbito de la higiene dental, en este caso, el Ministerio Fiscal, acusó y el magistrado consideró, autoras de un delito de intrusismo profesional, no solo a la auxiliar de clínica por carecer del correspondiente título y realizar funciones propias de esta profesión, sino también a la propia dentista, “quien conocedora de tal circunstancia autorizó la  realización de dichas funciones de higienista a su empleada”, en concreto, limpiezas de boca.

El Colegio Oficial de Higienistas Dentales de la Comunidad Valenciana, y el resto de Colegios Oficiales de Higienistas Dentales de España, como estamentos oficiales y representativos de este colectivo, es su deber concienciar al sector odontológico sobre los riesgos de designar tareas de higienista dental a personas que no cumplen con los requisitos legales: titulación oficial de higienista dental, estar colegiado y disponer de su propia póliza de Responsabilidad Civil.

Los dentistas deben de ser capaces de ver los riesgos innecesarios que asumen, tanto a nivel administrativo, como civil o social e, incluso como vemos en esta última sentencia, el riesgo penal como autores de un delito de intrusismo profesional, si siguen permitiendo que en las clínicas dentales, realicen las funciones propias del higienista dental, auxiliares y personas legalmente no aptas, en vez de contratar a profesionales titulados y colegiados.

 

Sirva esta noticia como reflexión para todos.

 

COHDCV
11/05/2017