La creación de este registro tiene como finalidad facilitar la planificación de los recursos sanitarios de toda España y la coordinación de las políticas sanitarias en materia de recursos humanos en el Sistema Nacional de Salud.

La regulación, entró en vigor el pasado 15 de agosto de 2014, y está recogida en el Real Decreto Ley 16/2012 de medidas urgentes para garantizar la sostenibilidad del SNS.

El registro constará de 20 datos de los profesionales sanitarios que desarrollan su actividad en España, tanto en el ámbito público como en el privado, y será gestionado por el Ministerio de Sanidad.

Entre los datos que se incorporan figuran su nombre, apellidos, DNI, fecha de nacimiento, sexo, nacionalidad, titulación, especialidad, diplomas de capacitación y acreditación, situación profesional, colegiación, cobertura de responsabilidad civil en cada ámbito de ejercicio profesional o su posible suspensión o inhabilitación para el ejercicio laboral.

De estos datos, tendrán carácter público el nombre, la titulación, la especialidad, el lugar de ejercicio, la categoría y función, así como los diplomas de acreditación y de acreditación avanzada si los hubiere.

La incorporación de un profesional al registro no es obligatoria ni necesaria para ejercer la profesión sanitaria y estos profesionales podrán, en cualquier momento, acceder a sus datos y ejercer sus derechos de rectificación, cancelación y modificación.

En el plazo máximo de seis meses, en febrero de 2015, se aprobará una Orden que determine el soporte, formato y características de la transferencia de datos.

Tras la entrada en vigor de dicha Orden, los Colegio Profesionales tendrán un plazo máximo de 9 meses para aportar todos los datos a los que estén obligados.

GACETA DENTAL Nº 261, SEPTIEMBRE 2014