Conforme al criterio del dentista, los niños de 7 a 15 años podrán tener acceso a las siguientes prestaciones:

  1. Sellado de fisuras o fosas en las piezas permanentes sanas para evitar la aparición de caries.
  2. Obturación en las piezas permanentes sanas para evitar la aparición de caries.
  3. Tratamiento de las lesiones pulpares.
  4. Extracción de dientes de leche (piezas dentarias temporales).
  5. Extracción de algún diente permanente siempre que, bajo criterio del dentista, no haya posibilidad de aplicar ningún otro tratamiento más conservador.
  6. Tartrectomía cuando se detecte cálculo y/o pigmentaciones extrínsecas en la dentición permanente.
  7. Tratamientos especiales por traumatismos o malformaciones de los dientes incisivos caninos.