Dos sustancias que se encuentran en el regaliz son capaces de eliminar las bacterias que producen las enfermedades de las encías y la caries. El científico suizo Stefan Gafner explicó a la revista Journal of Natural Products que la raíz desecada de regaliz es un remedio común en la medicina china, que se emplea para tratar trastornos respiratorios y digestivos. Sin embargo hasta ahora no se había comprobado científicamente su eficacia antibacteriana. “Dos compuestos del regaliz, la licoricidina y la licorisofiavana A, se ha mostrado capaces de eliminar dos bacterias que provocan la caries y una tercera que perjudica a las encías; por lo tanto, estas sustancias y el extracto de regaliz podrían utilizarse como ingredientes de caramelos y pastas dentales, para tratar y prevenir las infecciones orales”, asegura Stefan Gafner.

MAXILLARIS 154-MAYO 2012