La reducción de los productos azucarados constituye uno de los tres pilares básicos para conseguir una buena salud oral, junto a la adecuada higiene oral y las revisiones periódicas con el dentista.

Por otra parte, morder apio, zanahoria y manzana masajea las encías y permite producir más saliva y neutralizar así las bacterias que provocan las caries.

 

GACETA DENTAL Nº 244, FEBRERO 2013